Yonaguni: estructuras artificiales bajo el mar

La otra teoría contrapuesta asegura que sus orígenes son completamente naturales. Se dice que guarda mucha semejanza con otras construcciones que también parecen ancestrales y artificiales, como la Calzada del Gigante de Irlanda del Norte, formada por una erupción volcánica .

¿Artificial o natural?

Como ya dijimos , Masaaki Kimura, geólogo marino de la Universidad de Ryūkyū, afirma que se trata de una estructura natural que fue modificada por el hombre hace al menos 10.000 años. Esto equivaldría a que es una de las primeras grandes edificaciones de la historia de la humanidad, junto con las grandes construcciones de las pirámides de Egipto o los asentamientos de Mesopotamia.

Robert Schoch de la Universidad de Boston es también partidario de que las estructuras de Yonaguni son cien por cien naturales. Según los estudios de Schoch, la formación contiene numerosos planos paralelos estratificados bien definidos. Además de que la zona es muy propensa a terremotos que pudieron ocasionar que las piedras tomaran estas formas tan rectas.

Yonaguni «contiene planos de estratificación paralelos numerosos y bien definidos, a lo largo de los cuales las capas son fácilmente distinguibles», según Schoch. En su trabajo de investigación afirma que  «las rocas de este grupo también están atravesadas por numerosos conjuntos de líneas paralelas y verticales respecto a la horizontal».

Hacía la naturalidad.

Masaaki Kimura advierte que existe una grieta en mitad de estos grandes escalones. Esto podría servir de pasadizo de acceso al interior de la construcción cuando esta no estaba bajo el agua. Dicha grieta, compuesta de piedra calcárea. He aquí la curiosidad ya que no es natural en esa región de Japón, lo que le induce a pensar que la mano humana estuvo detrás.

El investigador japonés cree que la superestructura servía para almacenar agua.

Otra de las teorías que intentan aproximarse al origen de las estructuras Yonaguni es a del geólogo Teruaki Oshī. En este caso se asegura que proceden del final de la era glacial. El área del monumento seria una especie de ‘puente’ geológico que unía las islas de Taiwán, Ryūkyū y Japón con Asia . Hay que tener en cuenta que el nivel del mar era más bajo que el actual a causa de una acumulación de hielo en las zonas templadas. Así, según su teoría, sus orígenes serían muchísimo más remotos que las civilizaciones egipcia o mesopotámica, en torno al IV milenio a. C

RedaccionND

También te podría gustar...

Deja un comentario