LA MAGIA DE LAS VELAS: LA VELA NEGRA

 Simbólicamente el color negro está relacionado con las tinieblas, el vacío y el caos, cuando el mundo no se había definido aún. Se trata de un color absoluto que contiene valores tanto negativos como positivos.En el simbolismo religioso representa a la renuncia de lo terrenal y a la vanidad. Para la religión hebrea y para la cristiana el negro es el color que te conecta con el misterio de lo desconocido.

En el antiguo Egipto este color estaba considerado sagrado y los griegos fueron los primeros en relacionarlo con el luto. En las civilizaciones antiguas, sobre todo aquellas influenciadas por la gran madre mediterránea (como la Diana de Éfeso o Isis), este color se asociaba con la vida y la fertilidad por su relación con el mundo subterráneo que es donde se produce la generación y la regeneración. La semilla muere en las profundidades de la tierra para luego renacer. Los sacrificios a Hades (o Plutón en el imperio romano), eran animales de color negro, y los toros que se ofrecían a Poseidón (o Neptuno), también eran negros, para protegerse de los peligros que acechan en las profundidades marinas.

Para la magia representa la realización de la gran obra. Para los alquimistas representaba la muerte y el retorno en el caos, condición imprescindible para el renacimiento.

La vela negra se utiliza para sacar a la luz a los enemigos ocultos, a los que nos dañan, nos hacen el mal o nos calumnian, y de hecho se utiliza para reenviar al remitente todo el mal enviado de forma mágica.

Tiene la vela de este color la capacidad de absorber la negatividad que pueda ver en una persona o también en un lugar.

El número asociado a la vela negra es el cero, la nada de la que se forma el todo, y para los alquimistas representa el Uroboros, la serpiente que se muerde la cola, representando el ciclo de muerte y renacimiento, la continua regeneración de la materia.

Esta vela está asociada con el planeta Saturno y su piedra es la hematites.
Silvia Rossi

  

You may also like...

4 Responses

  1. Lupe dice:

    Mi pregunta es: si enciendo una vela negra, sirve para que su negatividad no me influya a mi? Para que no se quede en mi casa?

    • Silvia Rossi dice:

      Por supuesto! Cuando enciendes una vela negra en casa limpiarás el ambiente de negatividad. Tendrás que tener la precaución de encender también una vela blanca (la cual encenderás primero). El día más aconsejable para este fin es el lunes, para empezar la semana en positivo.
      Silvia

      • Lilian dice:

        Existe alguna oración al momento de encender las velas? O solo se encienden, se tienen que dejar que se terminen?

        • Silvia Rossi dice:

          Hola Lilian! Yo te aconsejo que confecciones tu misma la petición que quieras hacer, la personalices, por ejemplo “enciendo esta vela para que limpie toda la negatividad que pueda haber quedado impregnada en esta habitación”. A continuación agradecer y, si quieres, puedes decir una oración (hay quien dice un padre nuestro, un ave maría o ambos, y hay quien lo repite tres veces). Si no eres creyente puedes agradecer al universo, como tú te sientas más cómoda. Y si, es importante no interrumpir el proceso de quema de la vela, dejando que se consuma completamente. Una vela tipo estándar suele tardar unas ocho horas en quemar, si quema más deprisa es que hay poco que limpiar y si tarda más es que se está tomando su tiempo porque el ambiente está muy cargado.
          Espero que te haya sido de ayuda
          Silvia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*