LA INSTITUCIÓN SMITHSONIAN Y LA OFICIALIDAD

Como bien es sabido cuando se trata de rebatir alguna teoria alternativa a lo propuesto por la ciencia allí esta la Institución Smithsonian para rebatirla y mantener la oficialidad.

El Instituto Smithsonian esta situado en Washintgton DC y su nombre y cometido proviene de su fundador James Smithson que fue un venerable miembro de la Royal Society de Londres desde los 22 años.  Cuando este murió en Italia, el año 1829,  dejó su legado a los Estados Unidos de America para fundar en Washington una instutución para el aumento y la difusión del conocimiento. Solo le fato decir conocimiento oficial. Lo curioso era que nunca había viajado a Estados Unidos.

Comienza su andadura.

En 1836 el Congreso de los Estados Unidos acepto el regalo y se creo una biblioteca , un museo y un programa de investigación, publicación y colección.

En 1846 el presidente de los Estados Unidos James K. Polk (1845-1849) promulgó la ley que establece la institución Smithsonian.

El museo más recientemente creado a día de hoy es el Museo Nacional de Historia y Cultura Afroamericana. Al edificio de la Institución Smithsonian se le conoce como el Castillo

smithsonian

Larga tradición manteniendo la oficialidad

A lo largo de la historia de la institución , esta se ha encargado de mantener al oficialidad científica imperante en cada momento.

A principios de siglo por ejemplo la Institución trato de combatir de todas las maneras psoibles las pruebas de la existencia de gigantes en algunas partes de Estados Unidos. Se llegó a hablar de la incautación de huesos y cráneos por parte de los encargados de la Institución ya que ello supondría tener que rescribir la Historia y tal vez el presente.

Otro hito destacable fue el de la llegada del hombre a la Luna. El ondeamiento de la bandera de Estados Unidos en la Luna debería poco menos que imposible al no existir brisa en el satélite de la Tierra. Roger Launius, del Smithsonian’s National Air and Space Museum, aclara que sucede porque el astronauta acababa de ponerla y su propia inercia produce el movimiento.

Otra duda que se llegó a plantear, por parte de los conspiracionistas fue por qué la nave no dejó cráter al alunizar? Roger Launius, del National Air and Space Museum Staff de la Institución Smithsonian explicó que los motores de la nave fueron apagados antes de aterrizar, por lo que no se formó ni polvo ni cráter. Una explicación bastante surrealista.

Conclusión.

En definitiva hablar de Smithsonian es hablar de oficialidad, de mantener el status quo y de no plantearse en ningún momento alternativas.

 

 

 

 

Deja un comentario