Conde Cagliostro ¿Genio o Farsante?

El conde Cagliostro fue maestro Resurrecto del Rayo de la Política Alquimista y Maestro Copto que logró el Elixir de larga Vida. Conde y habitante de las tierras Jinas.

Vivió en la época de Jesús. Fue amigo personal de Cleopatra, trabajó para Catalina de Medicis. Fue discípulo del Conde San Germán. Se le conoció con los nombres de Tis- Chio, Milissa, Belmonte, D´anna, Conde Fénix en Rusia, Pellegrini, Bálsamo, Mesmer, Harut, A. Dumas. O al menos, eso es lo que se dice sobre este personaje al que hoy día conocemos como el Conde de Cagliostro.

cagliostro

Giuseppe Balsamo. Su vida.

El nombre de Cagliostro fue el último y el más conocido. Fue además el más conocido de los disfraces que a lo largo de su vida adoptó el siciliano Giuseppe Balsamo. Nacido en 1743 en el seno de una humilde familia palermitana. Su madre, viuda,  quiso alejar a Guiseppe de una vida callejera enviándolo al seminario de Palermo y al convento de la Misericordia en Caltagirone.

Del seminario se fugó y del convento consiguió que lo expulsaran por licencioso. Antes de ello consiguió sustraer al farmacéutico del cenobio los secretos mejor guardados de su libro de remedios. Consiguió además que un joyero le comprara el mapa de un suculento tesoro que nunca fue hallado.

Su salida de Palermo

Lejos de Palermo, en 1764, inició una nueva vida como trotamundos. Según el mismo contaría años después, visitó Rodas, El Cairo y Alejandría. En  1765 entró en la orden de los caballeros de San Juan en Malta. Fue considerado un gran médico gracias a los remedios que el farmacéutico del convento de Caltagirone, sin saberlo,  le había brindado.

A mediados de 1766, Balsamo, y  tras casarse con la joven Lorenza Feliciani, que desde entonces adoptó el nombre de Serafina, empezó a estafar a los muchos peregrinos. Estos llegaban a la ciudad santa vendiéndoles amuletos y pociones amorosas supuestamente venidas del lejano y misterioso Egipto.

En 1768, y dada la fama adquirida, la pareja tuvo que escapar de Roma, Aacabó convertido en oficial prusiano y su distinguida esposa, cometiendp distintas estafas en Venecia, París y Londres.

Aceptado por los masones

Tenia fama universal el conde de Cagliostro, un aristócrata sanador venido de Egipto. Posteriormente tras ser aceptado como miembro de una humilde logia masónica del Soho londinense, la de la Esperanza, se presentó ante sus hermanos de logia como emisario del Gran Copto. Se trataba de un superior desconocido que le habría encomendado instituir en Europa el culto de la masonería egipcia.

Sigue

También te podría gustar...

Deja un comentario