SE VENDE ALMA

Pasaba una temporada de apuros económicos, había intentado vender mi cuerpo a la ciencia pero con los recortes tan solo me daban 8,50 Euros sin contar el descuento de IRPF por culpa de los recortes en Sanidad. Pero un día viendo una reposición de “ El retrato de Dorian Grey” en el Paramount Channel, se me ocurrió la idea. Vendería mi alma. Al día siguiente releí la novela de Oscar Wilde, decepción, ni yo era un tipo guapísimo como Dorian Grey, ni tenia un retrato de un pintor como Basil Hallward , había olvidado la mitad del argumento. Pero no me desanimé. Recurriría a métodos mas drásticos. Intenté apuntarme a un curso CEAC por correspondencia de Demonología, pero estaban a tope, ya no quedaban plazas, con el avance de Podemos, cientos de políticos se habían apuntado. Pensé que lo mas practico seria poner un anuncio en el periódico: Se vende alma en buen estado, llamar, etc. Lo publique en un periódico de derechas porque pensé que probablemente es lo que se leería en el Averno. Recibí un par de llamadas de partidos políticos, les interesaba mi alma, decline amablemente su oferta aludiendo a una confusión en la redacción del anuncio, se les veía tan desesperados que no quise herir sus sentimientos.
Al cabo de un tiempo recibí una curiosa llamada.
– ¿ Señor Roca ?
– Si…
– Momento, que le paso con el Demonio
– ¿ Señor Roca ?
– Dígame
– Mire, que he leído su anuncio y me interesaría hablar con usted. ¿ Le va bien que pase por su casa mañana por la tarde?
– Vale
– Pues hasta mañana.
Al día siguiente, llamaron a la puerta. Un tipo trajeado y muy parecido a Robert De Niro, se presento como el Diablo, el tipo fue al grano. Me pregunto si tenia un cuadro mío como el de Dorian Grey, yo le conteste que si le servia una caricatura que me habían echo en las Ramblas de Barcelona el pasado año. Me llamó de todo, rata, tacaño, catalán etc. Tras mucha discusión le propuse un acuerdo que aceptó, serviría una foto mía, retocada por Photoshop. Firmamos el contrato de venta de alma y se largó con prisas, tenia muchas demandas.
Durante veinte años me dedique al desmadre, al libertinaje, al jolgorio, al exceso, al desorden y al follón. Pero yo no envejecía, en cambio mi foto digital iba degradándose .
Pasados los años, el Diablo volvió a mi casa reclamando mi alma, al ver mi foto degradada se rio teatralmente, era un buen actor. Yo estaba preparado, le pregunte simplemente:
-¿Tiene usted la ultima versión de Photoshop C 250 ?
– ¿ Como? Respondió el Diablo.
Le di al teclado y mi foto se regenero de inmediato y aparecí tan guapetón como el día en que firmamos el contrato.
El Diablo marchó cabreado prometiendo apuntarse a un curso de informática para adultos. Los 1.300 Euros mejor utilizados de mi vida.
Y el cachondeo continuó para toda la Eternidad.

Tom Roca

20140728-214736-78456031.jpg

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. Paulino dice:

    Hola quiero vender mi alma