ORIGEN DE LOS ANIVERSARIOS

Celebrar el año de nacimiento puede parecer una tradición muy antigua pero hay que decir que no es hasta bien entrado el siglo IV de nuestra era que la Iglesia Católica acepto dicha celebración ya que con anterioridad se consideraba como una celebración pagana.

Rodear la tarta de velas seria sinónimo de alejar los malos espíritus de la persona homenajeada. Según la historia, la tradición de la  ya era practicado por los griegos que hacían pasteles de miel redondos y colocaban una vela en medio del gran pastel para imitar la luz y los ofrecían a Artemis, Diosa de la luna.  El número de velitas en el pastel proviene de Alemania ya que la luz de la vela representa «la luz de la vida». Pero ellos colocan una vela grande con 12 marcas representando los meses a diferencia de nosotros, que colocamos el mismo número de velitas que años del festejado.  Las marcas iban del 1 al 12 y la dejan consumirse hasta el mes del cumpleañero.

Lo que si se ha mantenido como una tradición de los últimos tiempos ha sido felicitar a los homenajeados con frases bonitas , como por ejemplo  «No pude ser más afortunado de encontrarte y cada año que paso junto a ti estoy más seguro de eso, la mujer perfecta para mí. ¡feliz aniversario de bodas esposa mía» .Aquí encontrarás más textos de aniversario

Pero no únicamente celebramos el aniversario del nacimiento de las personas. También celebramos el aniversario del día de la boda, por ejemplo. Una de las tradiciones que últimamente están teniendo más arraigo es la de enviar felicitaciones con dedicatorias . Esta tradición, al igual que la de celebrar los cumpleaños se originó en la Alemania medieval Cuando una pareja llegada al aniversario de bodas número 25 la esposa era presentada con una corona de plata, en parte para felicitarlos por la buena fortuna de haber prolongado la vida de pareja durante tantos años y  como reconocimiento al hecho de haber disfrutado de una relación armoniosa. Si la pareja llegaba a los 50 años juntos la mujer recibía entonces una corona de oro. Estos aniversarios fueron desde entonces conocidos como las bodas de plata y el día de bodas de oro respectivamente.

En definitiva el origen de los aniversarios se remonta en el tiempo pero la tradición de felicitar con frases llenas de creatividad es hoy por hoy más viva que nunca.

También te podría gustar...