LICANTROPIA. Mi crónica del último programa.

“y es, que en el reyno de Galicia se hallo un hombre, el cual andaba por los montes ascondido y de allí se salía a los caminos cubierto de un pellejo de lobo, y si hallaba algunos mozos pequeños desmandados, matavalos, y hartabase de comer en ellos, y era tanto el daño que hazia que los de la tierra procuraron quitar aquella bestia del mundo y prendieronle, y viendo que era hombre, le pusieron en una cárcel ”

wolf-skin_2

La mordedura de otro hombre lobo,  herencia paterna, ser maldecido por un gitano, ponerse un cinturón hecho de piel de lobo en contacto con la piel, tomar agua de la huella de un lobo, dormir con la luna llena brillando en la cara, tener relaciones sexuales con un hombre lobo, o también se dice que cuando una mujer da luz a seis niñas, nacerá un séptimo varón y será un hombre lobo.

¿Trastorno mental? ¿Maldición?  La figura del hombre lobo a estado indistintamente ligada a los dos términos por igual a lo largo de la historia. Ya en el siglo II, el famoso Galeno describía una enfermedad mental por la cual una persona creía poder transformarse en animal llamándola licantropía clínica. Y por contra,  en el siglo V a. EC. el historiados Herodoto escribía que en la ciudad de Escitia los pobladores se transformaban en lobo una vez al año por varios días y luego volvían a su aspecto normal.

El hombre lobo por excelencia del cine español Jacinto Molina Álvarez, más conocido como Paul Naschy, según sus propias palabras, decidió dedicarse al cine de terror tras ver la película Frankenstein y el hombre lobo. Yo supe del hombre lobo gracias a las películas de Paul Naschy, pero no del hombre lobo orgulloso de su estirpe, sanguinario, ese que aúlla altivamente a la luz de la luna, Paul Naschy me enseño del hombre lobo atormentado, ese que se arrepiente de unos actos que no puede evitar cometer, de un hombre lobo que a veces hasta suplica su muerte para librarse de esa maldición que le ha tocado vivir.

¿Pero? ¿Existen los hombres lobos? Por supuesto, existe la enfermedad mental y existen los psicópatas disfrazados de lobos, pero los otros, los otros hombres lobo tan solo forman parte del mito y la leyenda, y aunque la historia este repleta de juicios a licántropos, siempre nos quedará la duda. Aun así, si alguna vez, por una de esas casualidades de la vida, te encuentras con alguno, no estaría demás que  conocieras los remedios para acabar con los malditos.

lobo

Para dañar a un hombre lobo el mejor método es una bala de plata. Pero si lo que queremos es hacer desaparecer esta condición de la persona los métodos conocidos son el exorcismo, una fricción de pomada de  acónito, también llamada matalobos, planta mortal si se ingiere, o perforar sus manos con clavos. No obstante, algunos defiendes que lo más efectivo es cortarles la cabeza y arrancarles el corazón.

Fran González

http://www.ivoox.com/narradores-del-misterio-t3-x-30-22-abril-audios-mp3_rf_11272287_1.html

Enlaces personales.

TWITTER – FACEBOOK – BLOG

También te podría gustar...