ESPEJOS. Mi crónica del programa

Espejito, espejito .. .

No hace falta continuar, a todos de seguro nos viene a la cabeza la imagen de la madrastra de Blancanieves  preguntando al espejo. Supongo, que a lo largo de estos años muchas aspirantes a princesa habrán preguntado a sus espejos quien es la mas bella. La duda es saber cuantos espejos habrán contestado.

espejp

El cuento de Alicia a través del espejo, de Lewis Carrol, está concebido como una partida de ajedrez, donde los arroyos y los setos dividen las casillas y Alicia es un peón que aspira a ser reina; una partida de ajedrez donde nada tiene sentido y nada es lo que parece. En el mundo del espejo la realidad está distorsionada, o quizá sólo es otro modo de verla, para acercarte a algo te tienes que alejar. 

La Mesa de Salomón, donde se encontraba todo el conocimiento del Universo, la formula de la creación, el presente y el también es conocido como “el Espejo de Salomón”

Originario de Persia, la catoptromancia, el arte de adivinación por medio de espejos, es uno de los sistemas mas antiguos.

Si invocas, pronunciando su nombre tres veces ante un espejo, a Bloody Mery, Candyman o Verónica, vivirás tus más terribles pesadilla que te conducirán hasta la muerte.

Y ya es sabido por todos, si rompes un espejo,  liberaras a las almas en el encerradas y te atormentarán con siete años de mala suerte.

Esto es solo un pequeño resumen, la lista de leyendas que rodean a los espejos es interminable. Desde el origen de los tiempos el hombre a mirado con inquietud, quizás con miedo, a su propio reflejo, primero fue el agua, luego metales brillantes , y finalmente el espejo tal como todos lo conocemos hoy día. Ese objeto al que todos miramos a diario, y que en la mayoría de las veces lo único que nos devuelve es nuestro propio reflejo. ¿Pero a quien no le ha sucedido alguna vez que mientras se mira el espejo algo parecido a una sombra aparece tras él? Aunque sea fugazmente. Nos giramos bruscamente, no hay nada. ¿Nuestra imaginación? Puede ser. Pero también pudiera ser que el espejo sea capaz de reflejar una realidad que nuestros ojos no alcanzan a ver, o que esa sombra, en realidad, sea la visión de esos que algunos defienden habitan al otro lado del espejo.

No voy a negar que la imaginación y la leyenda urbana ayudan, y mucho, al mal nombre de los espejos, pero tampoco negaré que desde hace mucho siempre me he sentido atraído por ellos, quizás porque desde que leí a Lewis Carroll me gusta imaginar que tras el espejo hay un universo paralelo, un mundo al revés, en el que entre otras cosas, escribo perfectamente con la mano izquierda.

Adivinación, invocación, reflexión, o sencillamente coquetería. Los espejos forman parte de nuestra vida, en nuestras casas, en lugares publico. Nadie puede escapar de su reflejo, salvo los vampiros, el espejo nos devuelve la imagen de nuestra alma, y los vampiros carecen de esta.

espejo3

Estoy solo y no hay nadie en el espejo.
(Jorge Luis Borges)

 

Fran González

TWITTER – FACEBOOK – BLOG

 

 

 

 

También te podría gustar...