CHEMTRAILS

Teníamos el cielo allá arriba, todo tachonado de estrellas, y solíamos tumbarnos en el suelo y mirar hacia arriba, y discutir si las hicieron o si acontecieron sin más. “Mark Twain”

Desde el origen de los tiempos, el hombre mira al cielo, unos para intentar predecir el tiempo,  otros  simplemente para observar su belleza, y algunos para intentar buscar señales que nos ayuden a comprender lo que en realidad somos. Sea cual sea el motivo todos miramos al cielo en alguna ocasión, y es, en ese cielo que antaño solo adornado por nubes en el día y estrellas en la noche, donde con el tiempo han ido apareciendo nuevos elementos, globos, dirigibles, aviones, y en las últimas décadas unas enigmáticas formas a las que llamamos CHEMTRAILS.

chentreails

 Su traducción es algo así como “estela química” y serían sustancias que sueltan determinados aviones y que poco a poco van formando nubes, nubes que algunos consideran simple vapor de agua, y otros, nubes toxicas que con toda intencionalidad  pretenden influir en el devenir  de la naturaleza. Los primeros intentan por todos los medios negar cualquier injerencia humana en los chemtrails,  burlándose de cualquier teoría que se aleje lo más mínimo de sus razonamientos. Los segundos en cambio están más divididos, pero de entre todas las posibilidades son tres las que más destacan.

–          Donde el fenómeno aparece se disparan los niveles de aluminio y bario, que contaminan el agua y secan las raíces de los arboles, surgen nuevas enfermedades y se dispara el índice de afectados por alzheimer. Las malas lenguas dicen que detrás de los chemtrails está  la poderosa industria farmacéutica, que desde hace años trabaja en un producto inmune a la toxicidad del aluminio, y que cuando todo esté contaminado, el fármaco será el único remedio imprescindible.

–          Dado que determinados científicos barajan la posibilidad de que al dispersar en la atmósfera ciertos productos químicos crean una capa  que atenúa los efectos del calentamiento climático, algunos opinan que los chemtrails son utilizados para nuestro propio beneficio, una especie de reparador de la capa de ozono, los gobiernos guardan silencio con la única intención de no provocar alarma social, por miedo a que se repita una histeria colectiva similar a la que en su día provocó Orson Welles en su “Guerra de los Mundos”.

–          Y por último quedarían los más conspiratorios de todos, aquellos que creen que detrás está la mano negra de los Iluminati, renombrados como “Club Bilderberg” en la era moderna, y que todo forma parte de un plan establecido en los años 60 siguiendo el consejo de el llamado “Comité 300 de Haig-Kissinger” , la eliminación progresiva de las dos terceras partes del planeta antes del 2.050, fecha en la que el agua potable y los alimentos comenzarán a ser insuficientes para todos los habitantes del planeta. Según esta teoría, el virus que desprenden los chemtrails diferencian perfectamente los genes que separan a arios de latinos, negros o asiáticos.

mirar al cielo

Estas son la teorías, que cada cual opine lo que quiera, pero yo si puedo decir, que desde que conocí de la existencia de los chemtrails he dejado de mirar al cielo de la misma manera.

Fran González

TWITTER – FACEBOOK – BLOG

 

You may also like...